Actualidad

Gobierno de Piñera anuncia programa integral de reparación ocular tras daños causados por carabineros

En menos de un mes, cerca de 200 personas han sufrido graves traumas oculares en Chile.

El ministro de Salud, Jaime Mañalich; y el subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zúñiga, anunciaron la implementación de un programa que asegura atención gratuita a las personas que han resultado con lesiones en sus ojos tras recibir impactos de balines y perdigones. Éste incluye atención médica, estética y funcional, además de apoyo psicológico.

El plan integral de reparación incluye atención médica, estética y funcional, además de apoyo psicológico. "El motivo de esta conversación es expresar nuestra enorme preocupación por lo que está ocurriendo en el país. Sólo en el servicio público hemos tenido que atender a más de 1.800 víctimas de la violencia. Debemos agradecer a los servicios de salud que han seguido atendiendo sin cesar y de esa manera respondiendo en forma adecuada a los lesionados. Un capítulo muy dramático son las lesiones oculares, a la fecha tenemos en el país 190, podrían llegar hasta 200 personas, la mayoría ha sido atendido en el Unidad de Trauma Ocular del Hospital del Salvador", indicó el ministro.

El subsecretario Arturo Zúñiga detalló que las atenciones del Programa Integral de Reparación Ocular se otorgarán en la Unidad de Trauma Ocular del Hospital El Salvador, centro de referencia nacional. "Esta unidad brindará atención psicológica, social, rehabilitación, apoyo visual y todas las intervenciones necesarias para optimizar la posibilidad de recuperación", dijo.

Para el cumplimiento de los objetivos el hospital contará con un equipo multidisciplinario integrado por: oftalmólogos, cirujanos, psicólogos, cirujanos plásticos y terapeutas ocupacionales.

El Programa Integral de Reparación Ocular busca optimizar las capacidades funcionales de las personas afectadas, con entrega y capacitación en el uso de elementos técnicos que logren llevar al máximo la capacidad de visión remanente.

"Son las reparaciones y atenciones que tienen un foco en cirugía, inserción de lentes intraoculares, reemplazos de cristalinos, suturas, prótesis, manejo de ayudas visuales, iremos mucho más allá de lo que la canasta Auge entrega como garantía explícita en salud, y esto es extensivo a toda personas del sistema público o privado", explicó el ministro.

En la Sociedad Chilena de Oftalmología valoraron el anuncio, dado que queda un largo camino de rehabilitación, que incluye no solo varias cirugías en muchos casos, sino también un alto costo. "Por eso respaldamos un apoyo estatal que asegura la atención gratuita para todas personas del sistema público o privado que han resultado con daños en su visión y continuaremos brindando nuestro apoyo a los pacientes en todas las instancias que sean posibles", dijeron en el gremio.

Los oftalmólogos asociados reiteraron el llamado urgente a las autoridades del Ministerio del Interior y Fuerzas de Orden y Seguridad a detener, y no solo modificar el uso de escopetas anti disturbios en maniobras disuasivas, de modo de evitar que este número inédito de pacientes que hemos visto estas últimas tres semanas sigan aumentando.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.