Actualidad

Piñera anuncia el reparto de 2,5 millones de canastas de comida a las familias más vulnerables de Chile

El presidente de Chile, Sebastián Piñera. Foto: Archivo

El presidente Sebastián Piñera anunció que el Gobierno repartirá 2,5 millones canastas de comida entre las familias más vulnerables del país ante la pandemia de coronavirus, que ha entrado en "una nueva fase, con más contagios y personas fallecidas".

"El Gobierno iniciará prontamente la distribución de 2,5 millones de canastas de alimentos y otros elementos esenciales para las familias más vulnerables y de clase media necesitada", anunció la noche de ayer, domingo, en un mensaje dirigido a la nación.

También anunció que, "dadas las dificultades que enfrentan muchas familias para aislar y atender a familiares contagiados en sus propios hogares, el Gobierno expandirá y fortalecerá la red existente de Residencias Sanitarias a nivel nacional para acoger a las personas que lo necesitan, con especial preocupación y prioridad por los adultos mayores".

Ayuda psicológica

Asimismo, indicó que "pronto" se pondrá en marcha "un programa especial de acompañamiento denominado Saludable-Mente, que fortalecerá la oferta pública y privada de salud mental e incluirá una plataforma digital de consulta, apoyo y recomendaciones en esta materia".

En el ámbito económico, informó de que "el Gobierno está estructurando un Fondo con Garantía del Estado y una Red de Instituciones Financieras no Bancarias, para llegar con más rapidez y profundidad con créditos de capital de trabajo para las empresas más pequeñas, que son el sostén de cientos de miles de familias".

Por último, el inquilino de La Moneda indicó que a partir de esta semana su Ejecutivo proporcionará "información desagregada a nivel de cada comuna, lo que permitirá una acción más eficaz a los alcaldes".

Nueva etapa

Piñera explicó que esta batería de medidas obedece a que Chile se ha adentrado "en una nueva fase, con más contagios y personas fallecidas, que impondrá mayores exigencias al sistema de salud, tanto público como privado".

El país lleva varios días sumando más de 2.500 contagios diarios y batiendo récord de personas fallecidas cada día, para un total de 43.781 casos confirmados y 450 víctimas mortales.

El mandatario chileno achacó el repunte a la generalización de los test PCR, pero también "a que la enfermedad se ha ido extendiendo desde sectores más acomodados hacia sectores más vulnerables, los cuales por sus condiciones socio económicas y habitacionales viven con un mayor riesgo de contagio".

Pese a ello ha destacado que "Chile tiene una baja tasa de letalidad a nivel mundial y una de las capacidades de testeos PCR más altas de América Latina", así como que su sistema sanitario, "aunque cada vez más estresado y demandado, sigue prestando las atenciones de salud que nuestros compatriotas necesitan".

"Constatar esta realidad no significa en ningún caso negar la gravedad de esta pandemia, ni generar confianzas injustificadas, ni bajar la guardia, ni mucho menos inducir a imprudentes relajos. Todo lo contrario. Estamos más alertas, preocupados y ocupados que nunca", aseveró.

No obstante, subrayó que "nada que haga el Gobierno (...) será suficiente si no contamos con la efectiva y comprometida colaboración de toda la ciudadanía". "Por eso hoy, una vez más, pido encarecidamente a todos mis compatriotas cumplir fiel y estrictamente las instrucciones y protocolos (...) y actuar con responsabilidad", reclamó.

Duras medidas

Además, se mostró consciente de que se han adoptado medidas "duras", tales como una cuarentena que afecta a 7,7 millones de personas, casi la mitad de la población del país, incluido todo el Gran Santiago, si bien ha enfatizado que "no hay guión perfecto".

Así, indicó que el Gobierno seguirá explorando "los mejores caminos para superar la adversidad sanitaria y social" y aclaró que "el plan de retorno seguro solo se pondrá en práctica, y en forma gradual, cuando las condiciones sanitarias permitan".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin