Economía

Así es la reforma tributaria aprobada por Chile: más impuestos para los ricos y estímulos para pymes

Foto: Reuters/Archivo

La aprobación de la reforma tributaria por parte del Congreso, de manera unánime y que difiere radicalmente de la primera iniciativa y propuesta del gobierno del presidente Sebastián Piñera, es una respuesta a las demandas sociales a partir del 18 de octubre.

La iniciativa, aprobada después de 17 meses de tramitación, con dimes y diretes de todas partes, busca recaudar un total de 2,200 millones de dólares al año y ha sido calificada como "progresiva", ya que contempla una serie de medidas en beneficio de las pequeñas y medianas empresas, adultos mayores y personas con menos ingresos.

A su vez, crea mayores recaudaciones subiendo las contribuciones a las propiedades más caras y aumentando de 35% a 40% el impuesto a personas con rentas superiores a 15 millones de pesos mensuales (12.750 euros aproximadamente).

Principales puntos

- Rentas bajas: las personas con ingresos de hasta aproximadamente 650 mil pesos mensuales (cerca de 765 euros) obtendrán una exención del Impuesto Global Complementario. Más del 80% de los hogares chilenos tiene un ingreso promedio mensual de 800 mil pesos (mil euros) Además, aquellos que tengan ingresos de hasta 1,4 millones de pesos mensuales (1.650 euros) tendrán rebaja de un 50% del citado impuesto.

- Pymes: la iniciativa legal simplifica el cumplimiento tributario de las pequeñas y medianas empresas y entrega medidas que facilitan el acceso al financiamiento.

Específicamente, la reforma tributaria establece una tasa de impuesto corporativo de 25% y una integración total entre el gravamen personal y corporativo para empresas con ventas anuales hasta 75 mil Unidades de Fomento (aproximadamente 2,5 millones de euros). Las empresas que superen este umbral tributarán con un 27% y mantendrán una integración parcial de 65% entre la Primera Categoría y el Global Impuesto Complementario.

- Grandes empresas: las grandes compañías, de acuerdo a esta nueva ley, tendrán un único sistema semi integrado con tasa de 27%, eliminando la coexistencia de los tres regímenes actuales (paralelos) que dificultan la administración y el cumplimiento de las obligaciones tributarias.

- Impuesto a las propiedades: se considera una nueva sobretasa para  los inmuebles. Es decir, subirán las contribuciones a las propiedades más caras, de acuerdo a tramos de valor y de forma marginal, contemplando el avalúo fiscal total de los inmuebles del contribuyente, inscritos al 31 de diciembre del año anterior.

La sobretasa será de 0,075% para el valor entre 400 millones de pesos (470 mil euros) y 700 millones de pesos (825 mil euros); 0,15% entre 700 millones de pesos (825 mil euros) y 900 millones de pesos (un millón de euros); 0,275% para las propiedades con un valor fiscal superior a 900 millones de pesos (un millón de euros).

- Impuestos a las personas: a quienes ganen más de 15 millones de pesos mensuales (12.750 euros) se les aumenta un 5% en sus impuestos.

Además, esta reforma considera un nuevo tramo de 40% de Impuesto Global Complementario e Impuesto Único de Segunda Categoría (antes 35%), para personas con rentas anuales superiores a 15 millones de pesos mensuales (12.750 euros).

- IVA para plataformas digitales extranjeras no domiciliadas en Chile: con esta modificación tributaria las plataformas tales como Amazon Prime, Netflix, Airbnb, Spotify y Uber Eats deberán pagar un impuesto por entregar servicios en Chile.

Lo anterior solo rige a empresas extranjeras no domiciliadas en Chile, a partir del tercer mes en que entre en vigencia la reforma tributaria.

- Defensa de contribuyentes: se crea la Defensoría del Contribuyente, la que tendrá la facultad de representar a los contribuyentes con menores ingresos ante el Servicio de Impuestos Internos.

Aplica para personas con sueldos de hasta 1,5 millones de pesos mensuales (1.800 euros) y Pymes acogidas al régimen Propyme con ingresos de hasta 2.400 UF al año (800 mil euros). Esta entidad entrará en funciones en Santiago para posteriormente expandirse a las diversas regiones del país.

- Incentivos para la inversión: se crea un régimen de depreciación instantánea del 50% del valor de los activos fijos nuevos o importados, adquiridos entre 1 de octubre de 2019 y el 31 de diciembre de 2021, y el 50% restante en forma acelerada.

Considera también una depreciación instantánea del 100% para proyectos en la región de La Araucanía, zona del conflicto mapuche y una de las más pobres del país.

Además plantea la reducción, en aproximadamente seis meses, del plazo para recibir una devolución del IVA pagando en inversiones en activo fijo.

Asimismo se extiende hasta el año 2035 los beneficios a zonas extremas que expiraban en 2025.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin