Economía

Desempleo en Chile se ubica en 12,3%, un alza de 5 puntos porcentuales en trimestre julio-septiembre

Foto: Reuters/Archivo

El desempleo en Chile llegó a 12,3% en el trimestre julio-septiembre, lo que implica un incremento interanual de cinco puntos porcentuales (pp), de acuerdo con la información de la Encuesta Nacional de Empleo, que elabora el Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

Este incremento ha sido originado por las reducciones de la fuerza de trabajo en 13,5% y de los ocupados en 18,2%. Por su parte, los desocupados aumentaron 45,6%, incididos únicamente por los cesantes (54,4%).

Según sexo, por cuarto período consecutivo en la serie la tasa de desocupación de hombres (12,8%) es mayor a la de mujeres (11,6%).

La tasa de desocupación ajustada estacionalmente fue 12,1%, contrayéndose 0,3 pp. con respecto al trimestre móvil anterior, como consecuencia del alza de la fuerza de trabajo (1,4%) y de los ocupados (1,7%), junto con el retroceso de los desocupados (-1,2%). Las tasas de desocupación masculina y femenina descendieron 0,4 pp. y 0,2 pp., situándose en 12,3% y 11,8%, respectivamente.

Ocupados

Los ocupados tuvieron una disminución de 18,2%, incidida tanto por los hombres (-16,2%) como por las mujeres (-20,9%). Por su parte, debido a la implementación de la Ley de Protección al Empleo, los ocupados ausentes, que representaron el 15,0% del total de ocupados, crecieron 69,7%, equivalente a 455.078 personas.

La reducción de los ocupados fue influida por comercio (-21,4%), construcción (-34,0%) y alojamiento y servicio de comidas (-46,2%), en tanto que por categoría ocupacional los principales retrocesos se observaron en los asalariados formales (-10,9%) y en los trabajadores por cuenta propia (-28,7%). En contrapartida, los principales incrementos se presentaron en actividades financieras y de seguros (17,3%), administración pública (1,1%) y suministro de electricidad (5,9%).

Ocupación informal

La tasa de ocupación informal alcanzó 23,5%, descendiendo 3,9 pp. en doce meses. Asimismo, los ocupados informales disminuyeron 29,9%, incididos tanto por las mujeres (-34,0%) como por los hombres (-26,5%) y por los trabajadores por cuenta propia (-32,1%).

En doce meses, las tasas de participación y ocupación se situaron en 53,4% y 46,8%, decreciendo 9,5 pp. y 11,5 pp., en cada caso. Estas tasas fueron levemente mayores en comparación con los tres trimestres previos, confirmando una tendencia al alza en ambos indicadores.

En tanto, la población fuera de la fuerza de trabajo se expandió 28,4%, influida por personas que en su mayoría no estaban buscando un empleo, pero estaban disponibles para trabajar (fuerza de trabajo potencial) y por los inactivos habituales.

En doce meses, el volumen de trabajo, medido a través del número total de horas efectivas trabajadas por los ocupados, descendió 24,7%. De igual modo, el promedio de horas trabajadas decreció 8,0%, llegando a 33,6 horas.

La tasa combinada de desocupación y fuerza de trabajo potencial alcanzó 27,8%, con un incremento de 13,5 pp. en el período. En los hombres se situó en 25,3% y en las mujeres en 31,1%. La brecha de género fue 5,8 pp.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.