Empresas

Nueva ley de arriendo: auguran un crecimiento de inversionistas inmobiliarios

Tasa hipotecaria inferior a 3% impulsa la compra de viviendas.

Poner fin a las malas prácticas de arrendatario y arrendador es lo que propone la nueva "Ley de Arriendo", que, según los expertos, ampliará el interés por la compra de departamentos de inversión, ya que esta normativa entrega una seguridad mayor, para quienes quieran hacer de esta práctica un negocio.

"Se trata de una ley que fortalece las herramientas actuales, igualándose o al menos acercándose a lo que ocurre en los países desarrollados, donde es bastante sencillo sacar a quienes incumplen en los pagos, lo que ayuda al dueño de la propiedad, y le entrega más confianza. Es por esto que esta nueva ley incentiva la inversión inmobiliaria, porque aumenta la seguridad en los pagos de arriendos y también entrega respaldo a quienes arriendan un inmueble, promoviendo las buenas prácticas en ambos sentidos", señala Francisco Ackermann, Gerente Comercial y Co Founder de Capitalizarme.com.

Entre algunos aspectos que promueve esta iniciativa son, la prohibición del subarriendo, a menos que quede estipulado en el contrato, se establecerán condiciones mínimas de un inmueble para que éste sea arrendado, se agilizarán las notificaciones para quienes deban ser desalojados por no pago y también quedará estipulado la forma de devolución de la garantía, cuyo monto no deberá superar el equivalente a dos meses de arriendo.

Manuel Maneiro, gerente general de Capitalizarme Rent, quienes se dedican a gestionar el arriendo de los departamentos de inversión, comenta que esta ley será exitosa sólo en el caso de que sea equitativa para ambos lados, porque darle seguridad sólo a una de las partes, no es lo ideal en este negocio.

"Se podrán cubrir vacíos legales, y eso siempre es bueno, porque deja de haber posibilidades de ocupar dicho vacío en favor o en contra de alguien. Esto va a generar confianza en el negocio, entregando seguridad al inversionista, pero también al arrendatario y de esa forma se logra que todo funcione. Debe ser una ley que sea equilibrada, ecuánime y que beneficie a ambas partes".

Hoy las posibilidades de comprar viviendas para inversión son cada vez mayores, tomando en cuenta la baja tasa hipotecaria, que se sitúa en un 2,9% y que permite a los interesados poder comprar un departamento o casa con mayor facilidad.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.