Empresas

Digitalización un eslabón clave para una cadena de suministro flexible y segura

Las farmacéuticas han recurrido a complejas cadenas de suministro para comercializar.

Mantener operaciones eficientes y rentables, así como minimizar los riesgos en ciberseguridad es, especialmente, relevante en la industria farmacéutica, cuyos productos y servicios son críticos.

Farmacias, laboratorios y empresas de dispositivos médicos, han tomado más protagonismo que nunca en medio de la pandemia. La digitalización de las operaciones debe aplicarse atendiendo todos los requerimientos de las distintas entidades regulatorias. "Una de las mayores preocupaciones en la industria farmacéutica es hacer cambios que afecten la validación de los procesos y/o equipos", explica Marcelo Sereno, gerente de Industria Farmacéutica Latinoamérica de Rockwell Automation.

Una vez que las operaciones se digitalizan éstas se vuelven más rápidas, eficientes y confiables, ya que, con un trabajo digitalizado se puede forzar el cumplimiento regulatorio en cada paso de la operación y, de esta manera, reducir al máximo el error humano. "El resultado obtenido es un aumento en la calidad de los productos y una reducción en los costos de cumplimiento regulatorio", añade Sereno.

Asimismo, la información que se genera en la planta, disponible para análisis y comparaciones, permite tomar decisiones basadas en datos reales. "Por eso, Rockwell Automation ofrece soluciones para la digitalización de las operaciones que van desde tecnologías fundacionales como es la infraestructura de red en arquitecturas orientadas a la ciberseguridad, pasando por soluciones de proceso con Plant PAx, hasta sistemas MES como PharmaSuite y capacidades avanzadas de analíticos con Factory Talk Innovation Suite", resalta Victor Mier, consultor industria farmacéutica de Rockwell Automation.

Para que las empresas farmacéuticas puedan conservar su flexibilidad en la cadena de suministro, minimizando los riesgos de ciberseguridad, una opción eficiente y rentable podría ser externalizar a un tercero la implementación y la supervisión de la infraestructura. En este sentido, Mier comenta que, durante mucho tiempo, las empresas farmacéuticas han recurrido a complejas cadenas de suministro para comercializar sus productos. Pero, en años recientes, comenzaron a contratar organizaciones de fabricación por contrato, tanto para la fabricación de los activos farmacéuticos como para las formulaciones de medicamentos terminados.

Este tipo de contratos se han vuelto hoy más relevantes, dado que la demanda por medicinas aumentó junto con la llegada de la COVID-19. Algunas de las ventajas de la digitalización en la industria farmacéutica son:

-Reducción de hasta 90% en errores documentales durante el registro del lote.

-50% de reducción en investigaciones de calidad.

-80% de reducción en el ciclo de revisión de registro de lotes para su liberación, lo que implica una reducción de costos y aumento de rotación de inventarios.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin