Empresas

Asesoría y administración financiera: combinación perfecta para pymes en crisis

Realbox ofrece una consultoría inicial gratuita.

Durante estos últimos meses se han generado pérdidas importantes sobre todo en las pequeñas y medianas empresas, que no han sabido cómo reaccionar frente a la baja de ventas debido a la pandemia.

De acuerdo al Ministerio de Economía cerca del 70% del mercado nacional está constituido por pequeñas y medianas empresas, aportando un 20% al PIB nacional. Esta cifra se ha visto claramente afectada desde octubre del año pasado, con el estallido social y hoy con la pandemia del Coronavirus, llevando a una cantidad de emprendimientos al borde de la quiebra o al cierre indefinido de su negocio por falta de recursos. Pero, ¿qué opciones tienen para mantenerse en el mercado?

Debido a que las ventas son el único motor que tienen las empresas para seguir funcionando, ante una brusca disminución de estas, se les recomienda diferentes caminos. Según Santiago Sturla, fundador y socio director de RealBox, empresa de asesorías financieras y administrativas; para que una pequeña y mediana empresa pueda mantenerse viva hay tres estrategias:

- Seguir con el modelo de negocio actual realizando cambios en el precio, clientes, logística y/o productos;

- Aprovechar los activos y contactos que se tienen para ofrecer nuevos servicios y/o productos creando un nuevo modelo;

- Realizar una reducción de gastos masiva, conversar con proveedores para extender plazos de pagos y disminuir plazos de cobro con clientes, buscar financiamiento bancario, factoring, vender activos prescindibles y/o buscar nuevos inversionistas.

Sin embargo, la herramienta que se debe considerar en todos los escenarios es la de la utilización de un proyector de flujo de caja. ¿Por qué? Porque administra el control entre los ingresos y egresos de un negocio y determina si este es o no líquido . "Es vital controlar, gestionar y proyectar este flujo para poder saber con cuánto dinero vamos a contar en un determinado período de tiempo y/o saber cuándo podría existir una falta de liquidez", argumenta Sturla. Adicionalmente, utilizando esta herramienta, las organizaciones pueden saber cuándo, cuánto y a quién se tiene que pagar y/o cobrar; gestionar y prorrogar pagos, cobros recurrentes y simular escenarios.

De acuerdo a lo anterior, una pyme debería gestionar su estrategia financiera tal como lo hace una gran empresa; es decir, de manera profesional y organizada. Según Sturla, desde 8 UF mensuales, se puede contar con un servicio básico que permita primero conocer el estado actual de la empresa, para luego guiar al emprendedor a salir de la crisis. A medida que el negocio evolucione, se puede profundizar en la gestión y de esta manera alcanzar mayores niveles de profesionalización y estabilidad financiera.

Para alcanzar un crecimiento con rentabilidad, liquidez y estabilidad, es necesario que la empresa cuente con los servicios de un gerente Administrativo Financiero profesional. Debido al alto gasto que puede implicar para el emprendedor este tipo de contratación, es que proponemos un modelo de tercerización de este servicio.

Los principales beneficios de contratar a un gerente de Administración y Finanzas externo son:

· Obtener la asesoría y gestión de un gerente de clase mundial a un tercio de su valor

· Permitir que el socio o emprendedor se dedique a lo que sabe hacer (producir, comercializar, desarrollar, etc.)

· Reducción de riesgo laboral y una estructura más flexible

· Actualización constante con nuevas tecnologías y modelos de negocios probados exitosamente

· Entrar en una red de contactos que permita obtener a las mejores empresas, que prestan servicio relacionadas al área y de confianza probada.

"Por lo general, los empresarios y emprendedores se enfocan en la comercialización y/o en la producción de los bienes y servicios; y los problemas empiezan a suscitarse cuando la empresa ya tiene un volumen tal que el control se escapa de las manos del gestor inicial", señala Sturla.

Adicional a lo anterior, Realbox ofrece una consultoría inicial gratuita que contribuye a que los dueños de los negocios tengan otra perspectiva sobre la problemática que están viviendo. "Esta conversación inicial permite que el empresario o gerente pueda conocer a nuestro equipo de trabajo y se lleve recomendaciones para tomar decisiones inmediatas en pos de una mejora en la organización. Nos pueden contactar a través de nuestras plataformas digitales para agendar una cita", concluye el ejecutivo.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.