Empresas

Cierran la central Bocamina I en Coronel

El ministro de Energía Juan Carlos Jobet, junto al director del Coordinador Eléctrico Nacional, Juan Carlos Olmedo.

El retiro de Ventanas 1 y el cierre de Bocamina 1, implican la salida de 242MW del sistema con lo que se dejarán de emitir 705.000 toneladas de CO2, equivalentes a la salida de circulación de más de 277.000 vehículos.

En el último día del año, y tras 50 años de funcionamiento, el ministro de Energía Juan Carlos Jobet, junto al director del Coordinador Eléctrico Nacional, Juan Carlos Olmedo, desconectaron de forma definitiva la central Bocamina I, de Enel.

El ministro celebró el hito y señaló: "Este 2020 lo terminamos con una semana histórica para nuestro Plan de Cierre de Centrales a carbón. Los cierres de Bocamina I y Ventanas I, son una gran noticia para Coronel, para Puchuncaví, para Chile y el planeta entero. Y permitirán seguir impulsando el desarrollo de las energías limpias".

Chile tiene proyectos de inversión en energías renovables por más de 28 mil millones de dólares que permitirán avanzar del 44% que representan estas energías actualmente a un 70% en 2030.

Por otra parte, Jobet se refirió al Plan de Cierre de Centrales que lidera desde su cartera, y señaló que "el martes cerramos Ventanas I, y en menos de 48 horas estamos cerrando Bocamina I, cumpliendo con nuestra palabra y cuidando a las comunidades locales y a las futuras generaciones".

"Con la salida de Bocamina I hemos completado el cierre de casi el 20% del total de centrales a carbón en Chile. Esto significa que estamos dejando atrás la era del carbón, y consolidando una nueva era, la era de las energías limpias", agregó.

La Central Bocamina I, con una capacidad de 128 MW y que fue inaugurada en 1970, es la quinta central en cerrar sus operaciones en el marco del plan de Retiro de Centrales liderado por el Ministerio de Energía.

Estas cinco centrales implican el retiro de 570 MW generados por carbón los que serán reemplazados por energías renovables, según indicó Jobet.

Finalmente, Enel ofreció alternativas laborales a la totalidad de los trabajadores que se desempeñaban en la unidad que fue retirada del sistema. En este sentido, las 28 personas que cumplían labores en Bocamina 1, accedieron a distintas opciones de recapacitación para integrarse en otras líneas de negocio de la compañía, alternativas de reinserción laboral para quienes optaron por otros proyectos profesionales y planes de salida para aquellos que decidieron no seguir en la compañía.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin