Empresas

¿Necesita un contador para su pyme? Sepa cómo elegir al indicado

Un mal contador puede acarrear sanciones, multas y hasta pérdidas millonarias.

El asesor contable es una especie de psicólogo de la empresa, encargado de apoyar a sus clientes. Se espera que sea un buen comunicador, esté certificado y se mantenga al día en temas tributarios y contables, entre otras cosas.

A propósito de la modernización tributaria que se está tramitando en Chile, varias pequeñas y medianas empresas (pymes) tendrán que enfrentar un verdadero desafío: evaluar qué tan actualizado está su contador. Aunque parezca una nimiedad, se puede pagar un alto costo por culpa de un profesional contable poco experimentado o desactualizado.

Si bien las pymes cuentan con un presupuesto moderado y tienden a contratar asesores externos en asuntos contables, es conveniente que lo piensen dos veces antes de recurrir a un contador que preste un servicio barato, pero que luego haya que responder ante sanciones, multas y hasta pérdidas millonarias.

Para Cristian Montero, socio director de Adactiva, empresa certificada bajo la norma ISO 9001:2015 y que presta asesoría en temas contables, laborales, tributarios y de auditoría, "se necesita un contador desde el minuto en que se empieza a pensar en el negocio, porque se debe realizar una evaluación del proyecto, estableciendo la normativa legal a la que se verá expuesta la empresa y los plazos de retorno, entre otras cosas".

Trayectoria y comunicación

Hace varios años que los contadores pasaron de ser profesionales estáticos, nexos entre el Servicio de Impuestos Internos y los contribuyentes, a ser asesores de sus clientes. Por estos días, pueden trabajar investigando, acompañando a las áreas TI, diseñando procesos y asesorando en temas de negocios.

Y además, tienen una alta demanda de parte de empresas de todo tipo y tamaños. De acuerdo con el portal Mi Futuro del Ministerio de Educación, un contador auditor universitario tiene como mínimo 64,3% de empleabilidad al primer año de egreso.

Ante este escenario, Montero aconseja evaluar los siguientes puntos antes de optar por este profesional:

-¿Contador independiente o Firma contable?: Para el socio director de Adactiva es conveniente preferir profesionales que trabajan en firmas contables, donde se tiene la seguridad de que no desaparecerá la persona de un día a otro.

-Ver el lugar de trabajo: En línea con lo anterior, es importante saber en qué lugar se desempeña el profesional, lo que da más confianza y ayuda a conocer mejor a la persona.

-Atención con el título profesional: Para Montero, es aconsejable escoger a profesionales en su equipo de trabajo con algún título de Contador Auditor, "porque el ámbito de conocimientos es bastante más amplio. Sabe de costos, recursos humanos, marketing, finanzas, entre otras cosas. En cambio, el contador tiene conocimientos muy técnicos".

-Número de clientes: No siempre es buen indicador poseer una gran cantidad de clientes, ya que esto podría implicar poca preocupación por cada uno de ellos. La idea es que pueda dedicarse a cada empresa sin dejar de lado sus requerimientos.

-Trayectoria: En este caso valen tanto los años de experiencia como los ámbitos en que se ha desenvuelto el contador, esperando que haya trabajado para más empresas y distintas entre sí. Montero dice que un contador auditor que preste servicios de asesoría debería tener mínimo 10 años de experiencia.

-Comunicador: "Al ser un apoyo para su cliente, tiene que explicar y aterrizar los temas técnicos. Es algo así como el psicólogo de la empresa", explica.

-Actualizado: Dado que las legislaciones tributarias se van modernizando, es necesario que estos profesionales se actualicen constantemente, al menos una vez al año. De lo contrario, es probable que no se preste una buena asesoría. También es fundamental que estén certificados en temas tributarios.

Considerar estos puntos puede ser de gran ayuda para evitar pasar malos ratos e, incluso, perder dinero debido a una mala contratación.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.