Reportajes Chile

Ausentismo escolar: por qué se ha transformado en una de las principales amenazas de la educación chilena

Foto: Archivo

En los últimos días, a nivel Gubernamental se lanzó una campaña llamada #CadaDíaCuenta, donde se presenta el ausentismo escolar como uno de los principales factores de riesgo para obtener una educación de calidad.

Según el Ministerio de Educación el ausentismo escolar, es un fenómeno donde los estudiantes faltan al colegio y escuela un 10%, lo cual equivalente a 20 o más días al año. Estos son considerados ausentes crónicos y están en riesgo educativo. De hecho, de acuerdo con el último estudio de Caracterización del Ausentismo Crónico 2018, esta situación afecta de manera más importante a los estudiantes de menor nivel socioeconómico . Lo cual significa un aumento de la brecha educacional socioeconómica.

Ahora, lo más preocupante es el complejo escenario derivado de esta situación. Según el sitio web de la campaña #CadaDíaCuenta,

Uno de cada tres niños no entiende lo que lee.

- Uno de cada tres niños ve afectado su desarrollo social.

- Uno  de cada tres niños no tiene habilidades matemáticas básicas.

La Fundación Oportunidad explica que "según la neurociencia entre los cuatro y cinco años de edad, (...) el cerebro está capacitado para adquirir la mayor cantidad de aprendizajes y pautas de comportamiento con mayor facilidad. En este escenario, estudios internacionales y nacionales demuestran que los niños que se ausentan reiteradamente a clases durante el año escolar, presentan rendimientos más bajos en sus aprendizajes académicos y sociales".

Además, explica que existen estudios asesorados por Hedy Chang de Attendance Works, que  señalan que un niño de educación inicial (NT1 y NT2) que falta el 10% o más de los días de clases en un año escolar presenta ausentismo crónico, situación que trae como consecuencia rendimientos más bajos en 1° básico y en lenguaje y matemáticas en 5° básico. Fundación Educacional Oportunidad en un estudio interno con niveles NT1 y NT2 de escuelas de las cohortes 2008 a 2011 detectó que el 67% de estos niños presentó ausentismo crónico y corroboró que los niños que presentaron menos riesgo de ausentismo crónico, son los que obtuvieron mejores resultados en las evaluaciones de lenguaje en los ítems de vocabulario, escritura y comprensión oral versus los niños que presentaron ausentismo crónico.

Efectos

Otros efectos del ausentismo son por ejemplo, según la Organización para ayudar a Padres de niños con Dificultades de Aprendizaje y Atención: Understoodm School Attendance, que muchos niños y niñas no lograr recibir instrucciones consistentes necesarias para desarrollar habilidades básicas. Y en el caso de los múltiples niños y niñas con dificultades de aprendizaje y de atención (TDAH), tienen "menos oportunidades de intervención, repaso y progreso".

Además, un estudio de la Agencia de la Calidad de la Educación, relaciona el ausentismo escolar con la autopercepción, valoración académica y la motivación escolar. Y según la OCDE (2003), la motivación y el autoconcepto académico están estrechamente vinculados al éxito, salud y bienestar de los estudiantes. Y además, explica que el ausentismo escolar aumenta considerablemente las posibilidades de desertar del sistema educativo.

Efectos que pueden trascender la niñez y verse reflejados en el futuro de los niños y niñas. En un estudio de Rhode Island (PDF aquí), se indica que solo un 11% de los estudiantes de bachillerato con ausencias crónicas llegaron al segundo año de universidad, comparado con 51 por ciento en el caso de los estudiantes que no faltaron mucho a la escuela.

Razones

Ahora, ¿cuáles son las razones de que este peligroso fenómeno se mantenga tan vigente y siga creciendo de forma exponencial? ¿Y cómo podemos enfrentarlo?

Hugo Martínez, director pedagógico de Colegium explicó que "existe una desvalorización, especialmente en la básica, de la importancia de lo que se aprende en el colegio. Es por eso que uno de los desafíos más grandes del ausentismo, es comunicarles positivamente a las familias la importancia de que el niño o niña vaya a clases, entregando detalles respecto a las experiencias, los logros, avances, tanto en lo académico, como en lo deportivo y emocional".

Al mismo lado apuntas las soluciones propuestas por Yanira Aleé, jefa del Área de Asistencia de Fundación Educacional Oportunidad. La clave del trabajo con las familias está en concientizar la importancia de la asistencia a clases y su relación directa con los aprendizajes de sus hijos, ya que en nuestro país existe aún una creencia errada de que educación inicial no es tan importante porque ven el juego como algo peyorativo y no como una herramienta que potencia aprendizajes de importancia para el desarrollo del niño en etapas posteriores.

Consejos

En esa misma línea, la Fundación Oportunidad, entregó una serie de "tips para combatir el ausentismo escolar desde el hogar".

- Converse con su hijo/a de la importancia de asistir a clases para ganar aprendizajes.

- Trabaje con su hijo la responsabilidad de asistir a clases desde pequeño, eso le servirá para el próximo año y para toda la vida.

- Establezca un horario para que su hijo/a vaya a dormir y así no tenga problemas al levantarse.

- Trate de que su hijo no falte más de dos veces al mes.

- Justifique las inasistencias de su hijo/a con la profesora.

- Prevenga enfermedades respiratorias: estornudar con el antebrazo y lavarse las manos antes y después de cada comida.

- Si tiene algún problema para que su hijo asista a clases, hable con la profesora para encontrar alguna solución.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0