Sociedad

Museo Nacional de Historia Natural reabrirá sus puertas en Santiago

Foto: Museo Nacional de Historia Natural.

El Museo Nacional de Historia Natural, dependiente del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, reabrirá prontamente sus puertas, lo que marca el fin de medio año sin actividades presenciales.

Esta semana se hizo una visita de inspección para chequear que el recinto esté en condiciones adecuadas y se hayan adoptado las medidas de seguridad necesarias para recibir público.

Esta actividad fue encabezada por el director nacional del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, Carlos Maillet, quien acompañado por funcionarios de la Unidad de Higiene y Seguridad institucional revisarán el edificio neoclásico que alberga al MNHN, obra del arquitecto francés Paul Lathoud, que es Monumento Nacional desde 1991. Todo en concordancia con los protocolos emitidos por la autoridad sanitaria, así como aquellos generados por el propio museo para enfrentar el proceso de reapertura.

En el recorrido se revisará una serie de medidas y acciones que se aplicaron para que el Museo Nacional de Historia reabra sus puertas, entre las que se cuentan la instalación de señalética del plan Paso a Paso del Ministerio de Salud en todo el espacio, especialmente en su exposición permanente, Chile Biogeográfico. Asimismo, se instalaron dispensadores de alcohol gel en variados puntos, tótems para tomar la temperatura de las y los visitantes, pediluvios con amonio cuaternario y basureros especiales para desechar mascarillas.

Medidas de seguridad

Entre las medidas que se implementarán, se cuenta el horario reducido en que atenderá el museo, en grupos de no más de 50 personas, las cuales podrán estar al interior del edificio hasta 50 minutos. Asimismo, para visitarlo deberá agendarse una hora en la página web www.mnhn.cl, o a través del correo electrónico reservas@mnhn.gob.cl, y sólo podrán ingresar quienes tengan su reserva previamente confirmada. Al interior del recinto se aplicarán diversas medidas de higiene y seguridad para evitar contagios.

Para Bernardita Barriga, Encargada de la Unidad de Higiene y Seguridad Laboral del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, «En todo el recorrido que realizamos en el museo y especialmente las áreas a las que tendrá acceso el público, se evidencia que hay señalización en todas partes, tótems para la toma de temperatura, entre otras medidas de seguridad. Considero que el museo está en un muy buen pie para recibir público, y también para resguardar la seguridad de los funcionarios y funcionarias». Por su parte, Melisa Barriga, Jefa del Departamento de Gestión y Desarrollo de Personas del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural señala que «Me quedo con una muy buena impresión tras visitar el museo, tanto en lo que se refiere al retorno de los funcionarios a las dependencias del museo, como también la apertura a los visitantes. Están presentes todas las medidas de acuerdo a los protocolos establecidos por el Ministerio de las Culturas, y el Servicio Nacional del Patrimonio Cultural para el cuidado y protección de los funcionarios y los usuarios; están presentes todos los elementos de protección y también, lo que es mi mayor satisfacción, es que los funcionarios y funcionarias sienten seguridad de poder retornar a sus trabajos».

María Isabel Orellana, directora (S) del Museo Nacional de Historia Natural, afirma ­­que «como museo estamos realmente contentos de volver a encontrarnos con nuestros públicos. Realmente extrañamos ver al Museo de Historia Natural con los visitantes que lo mantienen vivo, por lo que este reencuentro nos llena de alegría. Todos los funcionarios y funcionarias hemos estado trabajando arduamente durante estos meses que no hemos podido abrir, reacondicionando nuestro edificio y diseñando un detallado protocolo para que volver a ingresar al edificio centenario de la Quinta Normal sea una experiencia segura para todas y todos».

El director del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, Carlos Maillet, dijo que «Esta visita me deja con una impresión muy satisfactoria, pues se nota que hay trabajo y cuidado en sanitización y seguridad. Para los visitantes hay tótems para tomar la temperatura a adultos y niños, hay pediluvios que también pueden ser utilizados por personas en sillas de ruedas, hay un cuidado por la gente y la comunidad, pero también por los funcionarios y funcionarias.

Está todo dispuesto para el cuidado del trabajo y para la atención a público, lo que brinda seguridad a quienes cumplen funciones en el museo, y también nos va a hacer bien a todos y todas, porque disfrutar del patrimonio está en parte nuestro ADN. Agradezco el trabajo que ha realizado el equipo del museo para darle a los visitantes las medidas de protección que le permitan acceder a su valiosa colección de forma segura, espero que pronto este museo, al igual que otras importantes instituciones culturales puedan reencontrarse con la ciudadanía».

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin