Telecomunicaciones y tecnologia

Mantener un negocio puede ser más difícil que iniciarlo

Foto: Archivo

De acuerdo con las cifras entregadas por el Ministerio de Economía, durante el 2018, se crearon 132 mil nuevas empresas en el país, revelando que cada vez son más los chilenos que se atreven a emprender. Sin embargo, a pesar de lo difícil que puede ser empezar un nuevo negocio, lo cierto es que mantener viva la empresa tampoco es una tarea menor.

Por esta razón, Socialab, red chilena que apoya a emprendedores que impactan social y medioambientalmente, lanzará el 21 de agosto una nueva área destinada a emprendimientos que están en etapa de crecimiento o consolidación y que necesitan ayuda para adquirir nuevos financiamientos, potenciar innovadores propósitos, levantar más capital e incluso internacionalizarse: Socialab Ventures.

Actualmente Socialab ha apoyado a más de 800 startups de alto impacto y para este año, esta nueva área tiene por meta profundizar en el apoyo en al menos a 30 startups. Para ello, Socialab Ventures creó Partners de Impacto, la primera agrupación de startups de impacto en Chile, teniendo por objetivo apoyar a emprendedores que están en una etapa mucho más avanzada. FIIS, Lab4U, Hora Fácil, Wheel The World, ServiSenior y Smartrip son las primeras startups en ser parte de esta agrupación.

"Partners de Impacto busca aumentar el alto impacto que estas empresas generan en el mundo. El principal requisito, además de que estén produciendo un impacto, es que lo estén midiendo", afirmó Valentina González, gerenta de la empresa.

Por otro lado, esta nueva área también ayuda a través de un programa de aceleración a grupos de emprendedores que necesitan conseguir o aumentar ventas, pero además está enfocado en aquellos que quieran levantar capital público, ya sea para postular a un nuevo fondo, o para ver qué opciones de financiamiento hay en el ecosistema. "Este programa es de cuatro meses donde se les hace seguimiento mensual a aquellos emprendimientos que cuenten por lo menos con un prototipo funcional y que sean un negocio de impacto", concluyó González.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.