Telecomunicaciones y tecnologia

90% de latinoamericanos le piden a Facebook que elimine la publicidad política engañosa

Foto: Archivo

La confianza de Facebook en los mercados latinoamericanos se ve seriamente debilitada, ya que el gigante de las redes sociales enfrenta una creciente presión para asumir la responsabilidad de la publicidad política falsa y engañosa y otras informaciones erróneas que aparecen en su plataforma, revela un nuevo estudio de consumo.

Según el informe "Evolución de los medios tradicionales en América Latina", encargado por la consultora Sherlock Communications, tres de cada cuatro consumidores en la región (77%), creen que Facebook debería ser responsable de la veracidad de la publicidad por la que recibe dinero para publicar.

Los hallazgos siguen a nuevas llamadas de varias organizaciones activistas, incluyendo Color of Change y NAACP en los EE. UU., para que los anunciantes detengan el gasto publicitario en Facebook, exigiendo que Facebook aborde el racismo en sus plataformas a través de la campaña Stop Hate for Profit. Patagonia, Ben & Jerry's y Upwork se encuentran entre las muchas marcas que ya se han comprometido públicamente a hacerlo.

Nueve de cada diez latinoamericanos han pedido a Facebook que verifique y elimine activamente la propaganda política que contiene mentiras o es deliberadamente engañosa. Este punto de vista es más fuerte en Perú (88%), siguen Colombia, México y Brasil (86%), y Chile (83%).

Además, la encuesta también revela que el 33% de los latinoamericanos cree, en promedio, que Facebook, WhatsApp e Instagram representan una amenaza para elecciones democráticas y justas, mientras que alrededor del 32% piensa que no.

Ryan Lloyd, profesor visitante de estudios internacionales en Center College y especialista en política latinoamericana, dice: "Los resultados muestran una desconfianza constante del papel de Facebook en la publicidad política en toda la región en varios países con diferentes contextos políticos".

Facebook ha sido criticado por su negativa a regular la publicidad que contiene y difunde información engañosa y/o falsa, en muchos casos en torno a cuestiones políticas, pero también de salud pública, como es el caso de la actual pandemia por coronavirus.

De hecho, el 81% de los encuestados dijo que respeta la prohibición de Twitter de publicidad política pagada en su plataforma, presentando una mejor percepción de la compañía que las plataformas que no adoptaron una postura explícita.

"Los resultados de la investigación tal vez reflejen una mayor dependencia del ciudadano, en general, de las noticias consumidas por Facebook y otras redes sociales. Esto está impulsando la demanda de más transparencia y control. Los encuestados también parecen considerar las repercusiones en los medios de comunicación de la influencia de Facebook, por ejemplo, en las elecciones de EE. UU. y Brexit", señala Flávio Pinheiro, profesor de Ciencias Políticas en la Universidad Federal de ABC, en Brasil.

En tanto, el 65% de los consumidores informan que es menos probable que confíen en otra publicidad de Facebook debido a mentiras en la publicidad política, lo que reduce el valor de llegar a los consumidores a través de la plataforma en su conjunto.

"Facebook necesita enfrentar el hecho de que su posición para permitir que las campañas políticas se extiendan es una cuestión de 'libertad de expresión' simplemente no es aceptada por personas en América Latina en todos los lados del espectro político", dice Patrick O'Neill, socio gerente de Sherlock Communications.

"Los riesgos están disminuyendo la confianza en la plataforma, su contenido y la efectividad de otros anuncios en Facebook. El mensaje del público es claro: es hora de asumir la responsabilidad y erradicar cualquier anuncio político engañoso y falso de su plataforma", comenta.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin